Publicaciones ginecológicas

Ginecología

Ginecología (15)

¿Qué es el implante subcutáneo

Es un anticonceptivo de depósito, que contiene una progesterona de liberación lenta llamada etonogestrel. En España existe el implante de 1 varilla y dura tres años. 

 

¿Quiénes lo pueden usar?

Ante todo, el médico debe valorar su situación. En principio, lo pueden usar todas las mujeres que se encuentren en alguno de los siguientes supuestos.

  • Anticoncepción, tengan hijos o no
  • Mujeres que tengan sangrado menstrual abundante
  • Mujeres que no toleren estrógenos,ya que este método solo contiene progesterona.
  • Que padezcan alguna enfermedad, como la epilepsia 
  • Que tengan disminución psíquica
  • Mujeres fumadoras

¿Cómo se coloca el implante?

Consiste en la inserción de una varilla en el interior del brazo. Requiere de un ginecólogo con práctica. Se debe realizar en quirófano en ambiente estéril.

 

¿Cómo actúa?

Produce liberación de una hormona, la progesterona, disminuyendo el grosor de la capa más interna de útero. 

 

Inconvenientes

No lo puede colocar cualquier profesional. Consúltenos sin compromiso a nuestro personal médico

Su extracción debe ser en quirófano. 

No regula la regla.

Puede provocar amenorrea (ausencia de menstruación) al cabo de unos meses e irregularidad menstrual durante el tiempo de uso.

La ausencia de la menstruación no representa ninguna patología para la mujer, deberá aceptar que es parte de su mecanismo de acción. Puede asustar a un determinado sector

 

¿Tiene efectos secundarios?

Los efectos secundarios son mínimos y poco frecuentes y no suponen ningún riesgo para la mujer. 

 

  • Puede producir hematomas o picor en el lugar donde se insertó el implante.
  • En algunas mujeres puede producir quistes ováricos.
  • Mastodinea (dolor en las mamas)
  • En algunos casos puede producir retención de líquidos y acné
  • Mareos

 

Ventajas

El implante es un anticonceptivo con 99% de fiabilidad y larga duración (3 años)

Es cómodo, discreto y económico

Se puede utilizar durante la lactancia 

Alivia el dolor de la regla y en ocasiones las reglas son escasas

Es una muy buena opción para muchas mujeres, ya que no hay riesgos de olvidos.

¿Es normal que la menstruación se retrase? ¿Cuánto tiempo debo esperar para acudir al ginecólogo?

El control del aparato reproductor femenino se encuentra influenciado por el cerebro. Por ello, cualquier trastorno de tipo emocional, como el estrés, disgustos, exámenes, situaciones de trabajo, etc, puede ocasionar y provocar un retraso de la menstruación de unos días o incluso semanas.

Cuando las mujeres tienen un funcionamiento normal en su ciclo una de las razones de la desaparición de la regla es de tipo fisiólogico, como es normal, el embarazo, la lactancia, o la menopausia.

Durante la adolescencia, después del inicio de la menarquía (primera menstruación) pueden existir múltiples trastornos, entre ellos los menstruales, por un proceso de maduración del eje hipotálamo- hipófisis gonodal; es por ello que muchas adolescentes en caso de tener este tipo de trastorno requieran atención especializada por el ginecólogo.

 

¿Cúando debo acudir al ginecólogo?

Debes acudir a el ginecólogo si la ausencia de menstruación es superior a un mes y no existe causa que lo justifique (fisiológica ni emocional). Se conoce a este trastorno como amenorrea secundaria.

Es importante reconocer el tipo de trastorno, si es a nivel funcional (ovario, hipófisis, etc. o de origen tumoral (quistes ováricos, lesiones uterinas), y el nivel en que se encuentran estos trastornos. El ginecólogo realizará todo tipo de pruebas analíticas, ecográficas, resonancia magnética, etc., para su correcto diagnóstico. Entres otros factores la anorexia, la actividad física intensa (deportistas de alto rendimiento, bailarinas, etc.) pueden presentar largos periodos de ausencia de menstruación.

Si te interesa saber más sobre estos los trastornos menstruales de la mujer puedes solicitarnos información sobre artículos relacionados.

Factores como la exposición al sol, las dietas restrictivas (en general provocadas por una mala alimentación), exceso de bebidas alcohólicas, actividades al aire libre, o factores de gran riesgo como las relaciones sexuales con múltiples parejas, sexo sin protección son agentes visibles y que pueden causaros daños mínimos o irreparables si no tomamos algún tipo de prevención.

Uno de las infecciones más frecuentes en las mujeres y sobre todo en esta temporada , son las infecciones vaginales, las causas y los síntomas son diversos, pueden ser debido a las altas temperaturas que se producen en la zona. Por otra parte, el hecho de mantener la zona vaginal húmeda por mucho tiempo o una mala higiene, son causas muy importantes a la hora de contraer una infección vaginal.

El verano es una época para disfrutar, pero existen microorganismos que pueden atacar esta zona, que es íntima y vulnerable a la vez, y es necesario tomar algunas medidas en cuanto a protección se refiere.

Las infecciones vaginales más comunes durante la época de verano son:

Candidiasis Vaginal.- Es producida por el hongo llamado Candida Albicans. Son hongos que habitualmente están en zonas húmedas, las manos zona perineal, etc. Y en el verano aumentan las infecciones vaginales por este hongo debido a que la vagina y la zona genital permanecen más tiempo húmedo, por el sudor y las visitas frecuentes a las piscinas y las playas.

Las candidiasis se manifiesta con picor vaginal, flujo blanco y enrojecimiento de la zona vulvar. 

Infecciones urinarias: Son infecciones más frecuente en esta época debido a la mayor contaminación de la uretra y de la vegiga, por germenes que se encuentran en la zona de la piel, la zona genital y anal, por la mayor exposición a la humedad y a gérmenes cercanos a la uretra. Además en esta época aumenta la frecuencia de las relaciones sexuales que contribuyen a las infecciones urinarias. 

Las manifestaciones más frecuentes de infecciones urinarias en está epoca son la cistitis y la uretritis, pueden variar de forma individual en cada paciente, se manifiesta con el aumento del deseo miccional, ardor al orinar y sensación de no haber terminado de miccionar, orina oscura y con mal olor, necesidad urgente de ir a orinar, sangre en la orina de manera ocasional, presión en la parte inferior de la pelvis.

Vulvovaginitis.- Además de la candidiasis existen otras infecciones de la vulva y la vagina producidas por párasitos como la  trichomanas vaginalis, etc. Cuyos síntomas son flujo vaginal amarillento, mal olor, picor y sensación de ardor vulvovaginal.

Se contrae por relaciones sexuales, contaminación con objetos infectados y por desequilibrio de la flora vaginal.

*Nuestros médicos especialistas en Ginecología, nos recomiendan 10 formas sencillas para mantenernos limpias y sanas en aquel apreciado y pequeño espacio donde siempre convergemos hombres y mujeres.(@etica de la vagina).

1.- Se recomienda beber al menos un litro de agua al día.

2.- Usar jabón neutro

3.- Cuidar la higiene diaria y evitar la retención urinaria.

4.- No realizar lavados vaginales.

5.- Es aconsejable mantener el pelo en la zona central del pubis para evitar favorecer el contagio de enfermedades de transmisón sexual o infecciones bacterianas, el pelo púbico tiene una función protectora contra el roce inevitable durante las relaciones sexuales.

6.- Evita el uso de tangas, lo más recomendable es usar ropa de algodón que cubra la zona genital.

7.-Evita el uso de ropa húmeda por largos periodos de tiempo, ya que la humedad favorece la proliferación de bacterias.

8.- Tras ir al baño, límpiate siempre de adelante hacia atrás.

9.- En caso de infección urinaria (Cistitis) toma zumo de arándano y vitamina C, aumenta la acidez de la orina y dificulta la proliferación bacteriana.

10.- En cuanto infección vaginal se refiere, lo más aconsejable es acudir a tu ginecólogoa para conseguir el tratamiento adecuado ya que la automedicación puede provocar resistencia de los hongos a los fármacos específicos.

*Tambien nos dejan consejos beneficiosos sobre algunos alimentos que nos ayudan a combatir las infecciones vaginales de forma sana y natural.

Un cuerpo sano y fuerte tiene mucha resistencia, el ejercicio físico, dormir 8 horas diarias y una dieta equlibrada te mántendrá y estimulara tu sistema inmunológico frente a cualquier tipo de infección.

Existen alimentos muy beneficiosos que te ayudan a prevenir algunas infecciones vaginales y favorecen su desaparición. 

Nuestro cuerpo necesita algunos nutrientes para coloborar con la regeneración de la flora vaginal y la disminución de hongos.

¿Qué alimentos son beneficiosos para prevenir e incluso favorecer a la desaparición de las infecciones vaginales?

Para estimular el sistema inmunitarios de nuestro organismo es necesario una dieta ria en :

Vitamina B6 o también conocida como piridoxina.- Mantiene el sistema inmunitarios en perfecto funcionamientos, su consumo preferentemente en caso de vulvovaginitis, como método preventivo.

Esta vitamina se encuentra en alimentos tales como : el hígado de pavo, pesados como el atún claro, bacalao, yema de huevos, las espinacas, la albahaca.

Lactobacilos.- Mantiene el equilibrio en el medio vaginal, recompone la flora vaginal y la refuerza. Son bacterias que viven de manera amistosa en nuestro organismo, están presentes en el tracto gastrointestinal y en la vagina.Son aliados eficaces para frenar las infecciones vaginales. 

Se encuentran en los amimentos como el yogurt con bífidos, leches fermentadas.

El zinc.- Es un nutriente que ayuda al sistema inmunitario a combatir bacterias y virus que invaden al cuerpo.

El consumo de ajo crudo, es efectivo frente a las infecciones ayuda a eliminar los hongos, el vinagre reequilibra el PH natural de la vagina.

El zumo de arándanos un buen remedio natural y es eficaz para prevenir las infecciones urinarias como la cistitis.

Una infección por hongos vaginales es un problema bastante común entre las mujeres, y produce picor y enrojecimiento, así como molestias al orinar o al mantener relaciones sexuales.

Cuando una mujer sufre una infección vaginal por hongos (candidiasis vaginal) los ginecólogos recomiendan no tener relaciones sexuales hasta que la infección haya desaparecido. Por varias razones:

  1. La fricción y el roce que se produce en las relaciones sexuales pueden aumentar la irritación e inflamación de la zona vaginal, agravando la infección.
  2. Si no se usa preservativo, existe el riesgo de contagiar al hombre durante la relación sexual, presentando en el pene los mismos síntomas que la mujer, tales como enrojecimiento, picazón, etc.

En estos casos, el varón deberá acudir a su médico o a un urólogo, para que le ponga el tratamiento correspondiente.

Por otra parte, aun cuando una mujer con infección vaginal por hongos, es probable que disminuya su deseo de mantener relaciones sexuales, por las molestias que estas le pueden ocasionar, ello no es obstáculo para que pueda quedar embarazada. Es decir, la mujer se puede quedar embarazada

Por la tanto, siempre que se sospeche la presencia de una infección vaginal se debe acudir al médico. En este caso al especialista ginecólogo para tratar de averiguar la causa. De manera que se aplique el tratamiento para no trasmitirlo a otras personas e incluso hasta estar curadas por completo.

Si necesitas hacerte pruebas porque sospechas que tienes infección vaginal puedes ponerte en contacto con la Clínica Sergine Médica y te citaremos con nuestros especialistas.

En Clínica Sergine Médica, te recomendamos que tengas mucho cuidado con las infecciones vaginales. Pueden y de hecho representan un problema de salud muy frecuente en las mujeres y uno de los principales motivos de consulta ginecológicos.

Vulvovaginitis:  Inflamación de la vulva o de la vagina. En general, no reviste gravedad aunque puede resultar molesta para la mujer. Se clasifican en varios grupos, según cual sea su causa:

  • Vulvovaginitis candidiásica: está causada por hongos, y su principal síntoma es un picor intenso en la vulva, acompañado de un aumento del flujo vaginal.
  • Vulvovaginitis por trichomonas: infección de transmisión sexual producida por el protozoo Trichomonas vaginalis; sus síntomas son similares a la del caso anterior y su tratamiento es siempre con un antibiótico, el metronidazol, siendo necesario también para tratar al compañero sexual.
  • Vaginosis bacteriana: producida por varias bacterias y se caracteriza por un flujo abundante y de color gris, con un marcado olor a pescado; se trata con antibióticos.
  • Vulvovaginitis atrófica: se da en mujeres postmenopáusicas por atrofia genital por la falta de estrógenos.
  • Vulvovaginitis irritativa: producida por el usos de duchas vaginales, tampones,etc.

Condilomas. Se trata de unas verrugas en la zona genital causadas por el virus del papiloma humano, su tratamiento es tópico, aplicando una sustancia que las quema o bien mediante nitrógenos líquido o el laser.

Bartholinitis: infección de la glándula de Bartholino, situada a ambos lados de la vagina, y que provoca la obstrucción de su conducto, apareciendo un absceso (acumulación de pus) doloroso, y que requiere una actuación quirúrgica. Se trata con antibióticos

Cervicitis: Inflamación del cuello del útero, producida generalmente por gérmenes patógenos, y que se manifiesta por la abundancia de flujo vaginal. Siendo uno de los causantes más peligrosos del virus de papiloma humano (VPH), y que da a lugar a la neoplasia intraepitelial, precursora del cáncer de cuello uterino. No tiene síntomas y solamente se puede diagnosticar mediante una citología. Existe una vacuna contra el VPH, pero una vez que se produce la infección y provoca lesiones malignas, el único tratamiento es quirúrgico.

La salud sexual es imprescindible y profesionales médicos pueden ayudar a superar el tabú que hay a la hora de dialogar sobre la transmisión de los problemas sexuales. 

Siguen existiendo estereotipos sobre la sexualidad que dificultan el abordaje de los problemas de salud sexual y reproductiva. Esta es la conclusión de la Sociedad Catalana de Medicina Familiar y Comunitaria (CAMFIC). Se trata de falsas ideas acerca de las relaciones sexuales, tabúes y creencias erróneas que obstaculizan un correcto tratamiento de múltiples disfunciones. Esta sociedad representa a más de 4.300 médicas y médicos de familia en Cataluña.

Laura Clotet, perteneciente al grupo de sexualidad de CAMFIC y doctora de cabecera en atención primaria, apunta que la gente habla en consulta con naturalidad de temas escatológicos pero se avergüenza cuando tiene que hablar de sexo. Para ella, la sexualidad “forma parte de la vida de las personas”.  

Clotet cree que los profesionales de la salud deben escuchar en la consulta y posibilitar que sea fácil comunicar cualquier tipo de intimidad.  Asimismo, considera que  se deben evitar los estereotipos de género.

Tener problemas sexuales afecta a la salud. Del mismo modo, algunas enfermedades se manifiestan causando disfunciones sexuales. Por eso, es recomendable acudir al especialista ante cualquier tipo de malestar físico o psicológico.

Por ejemplo, se sabe que una de las causas de las disfunciones sexuales masculinas puede ser la diabetes, el estrés o algunos malos hábitos como el alcohol.

CAMFIC señala que los chicos jóvenes también consultan habitualmente en atención primaria sobre eyaculación precoz y disfunción eréctil. Las mujeres manifiestan preocupación por sus dificultades para alcanzar el orgasmo y la falta de deseo.

Con pacientes de mayor edad, el interés de doctores y doctoras debe aumentar en estas cuestiones. Así, hay ciertas medicaciones que pueden interferir con la calidad de la vida sexual.

La doctora Clotet pone el ejemplo de una persona con Parkinson. Se le puede explicar la manera de ingerir los fármacos adecuados de  modo que en las relaciones sexuales los temblores sean menores. O, explica también, facilitar a personas con EPOC su actividad sexual mediante broncodilatadores y oxígeno.

Para ella, cuando existen patologías, debemos escoger los momentos del día en los que existan más energías y menos dolencias y consultar la medicación con profesionales.

También es importante huir de los mitos asociados a los roles de género “Tanto si eres un hombre como una mujer, el sexo no es sólo penetración u orgasmo, los abrazos, las caricias y la aproximación afectiva también forman parte de la vivencia de la sexualidad".

La conclusión es que existe muchísima desinformación porque oscilamos entre dos polos "el sexo pornográfico, y el sexo romántico”.  Una mayor formación desde la perspectiva de género ayudaría a huir de estos patrones

Lunes, 07 Mayo 2018 09:12

Bartolinitis

Escrito por

1.-¿Qué son las glándulas de Bartolino?

Las glándulas de Bartolino son dos pequeñas glándulas que se encuentran en la entrada  de la vagina, entre los labios menores y la pared de la vagina, que normalmente no se toca ni se ven excepto el orificio de salida de la secreción que produce.

 

2.-¿Cuál es la función de esta glándula?

La función de esta glándula consiste en lubricar la vagina para favorecer las relaciones sexuales.

Las enfermedades de transmisión sexual (ETS) presentan diversos síntomas dependiendo del tipo de enfermedad se trate: llagas en los genitales, secreciones en la vagina o en el pene, picazón, o irritación en el pene, vagina o ano, e incluso síntomas parecidos a los de la gripe, tales como la fiebre o dolor corporal.

Sin embargo, cada uno de estos síntomas, en sí mismos, no son determinantes de padecer una ETS, sino que puede deberse a otras causas o enfermedades. Es más, muchas veces las ETS no presentan síntomas. Por eso la única forma de saber si padecemos una ETS es haciéndonos las correspondientes pruebas, sobre todo si se ha tenido sexo sin protección, o nuestra pareja padece una ETS.

No existe una única prueba válida para todas las ETS, sino que cada una de ellas tiene su prueba específica. Exponiendo nuestro caso al médico que nos atienda, él nos ayudará a determinar qué pruebas son las adecuadas.

Estas pruebas sin rápidas y,  por lo general, indoloras. Pueden consistir en un reconocimiento físico( en el que el médico examinará el área genital, para observar si existen llagas, verrugas, irritaciones, etc) un análisis de orina o de sangre, un hisopado que puede ser bucal o bien, en el pene, vagina o ano.

Una vez diagnosticada la ETS, casi todas se curan fácilmente con medicamentos. Otras, sin embargo las menos no tienes cura, por lo que en estos casos sólo se tratarán los síntomas, para aliviar las molestias y para evitar su contagio a las personas con las que tengamos relaciones sexuales y llevar una vida sexual normal, siempre claro está que tome las debidas precauciones para proteger del contagio a nuestra pareja sana.

Es importante saber que si no se tratan adecuadamente, algunas ETS pueden acarrearnos graves problemas de salud. Sufrir enfermedades de trasmisión sexual recurrentes, puede ser un factor de riesgo para el Cáncer de cuello uterino en las mujeres.

Si necesitas hacerte pruebas porque sospechas tener alguna enfermedad trasmisión sexual, puedes ponerte en contacto con la Clínica Sergine Médica y te citaremos con nuestro especialista

Viernes, 27 Abril 2018 07:14

¿Qué es la atrofia vaginal?

Escrito por

La atrofia vaginal es un adelgazamiento de los tejidos de la vagina, que se hacen menos elásticos y más frágiles. 

La atrofia vaginal Es una de las afecciones más comunes que se producen en la menopausia, y consiste en la pérdida del efecto de los estrógenos sobre la vagina. Al volverse la mucosa vaginal más seca, pueden aparecer infecciones vaginales y urinarias, acompañadas de picor o ardor al orinar. también puede producir molestias en las relaciones sexuales, con la consecuencia de que la mujer que la padece pueda acabar rechazando la actividad sexual. 

Para su tratamiento se utilizan cremas hidratantes vaginales, que se deben usar regularmente, así como lubricantes que se aplicarán en el momento de tener relaciones sexuales, para evitar el dolor.

Asimismo, una actividad sexual regular ayuda a mejorar la elasticidad de la vagina

Si notas alguna molestia o alteración vaginal  acude a un especialista inmediatamente. Los síntomas producidos por la atrofia vaginal tienden a empeorar son el tiempo sin no se tratan.

Página 1 de 2

Search

Clinica Aborto Madrid Clinica Sergine Medica +34 915 17 96 70 info@clinicaabortomadrid.com